miércoles, 5 de noviembre de 2014

LA REPRESENTACIÓN EN PEIRCE. NOCIÓN DE REPRESENTACIÓN.

José Antonio Herrera Márquez

-LA REPRESENTACIÓN EN PEIRCE. NOCIÓN DE REPRESENTACIÓN.

Empezaremos presentando la asunción de la dialéctica hegeliana por parte de Peirce. Éste establece los tres pasos: Primeridad, Secundidad, y Terceridad. La Primeridad es lo espontáneo, la potencialidad cualitativa (tesis). La Secundidad es lo otro, lo brutalmente otro, la resistencia fáctica (antítesis). La Terceridad es el pensamiento, la realidad general, la generalidad real, la continuidad, la evolución, etc. (antítesis). La Terceridad es una mediación entre la Primeridad y la Secundidad. Hay una gradación: no pueden pensarse sin referir a las que les preceden, pero sí sin referir a las que les suceden. Es decir, no puede, por ejemplo, haber Secundidad sin referir a la Primeridad, pero sí Primeridad sin referir a la Secundidad.

Este mismo esquema lo aplicamos al paso del ser a la sustancia, o de la sustancia al ser. En el paso de la sustancia al ser, la Primeridad es llamada Cualidad, y es por referencia a un fundamento. La Secundidad es llamada Relación, y es por referencia a un correlato y a un fundamento. Y la Terceridad es llamada Representación, y es por referencia a un fundamento, a un correlato y a un interpretante.  La representación es la mediación entre un fundamento y un correlato, por referencia a un interpretante.

La representación es el juego conceptual en la mente del interpretante que pone en relación los signos con los objetos.

Peirce dice que hay 3 tipos de representación:

-          Primero: Analogía o semejanza(signo tomado como icono). Aquéllas cuya relación con sus objetos es una mera coincidencia en alguna cualidad.
-          Segundo: Signo (tomado como índice). Aquéllas cuya relación con sus objetos consiste en una correspondencia real.
-          Tercero: Símbolos o signos generales. Aquéllas el fundamento de cuya relación con sus objetos es una cualidad imputada.

Hay, por tanto, tres tipos de signos: iconos, índices y símbolos.


El tercer tipo de representación, se divide a su vez en otros tres tipos. Por tanto, podemos decir que hay tres tipos de símbolos: términos, proposiciones, y argumentos. Los términos sólo determinan sus fundamentos; las proposiciones determinan sus fundamentos y sus objetos; y los argumentos determinan sus fundamentos, sus objetos y sus interpretantes. Las proposiciones son relaciones entre términos. Los argumentos son relaciones entre proposiciones. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada